Compartir
Publicidad
Publicidad

Los coches de competición más bellos de la historia: Aston Martin

Los coches de competición más bellos de la historia: Aston Martin
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aston Martin es una de las grandes marcas británicas y una de las que más clase tiene en todo el planeta. Desde siempre, Aston Martin ha tenido un aire casi "señorial" enfatizado por el hecho que sus modelos se fabricaban completamente a mano hasta hace relativamente pocos años. Esto le daba un toque único a una marca con prácticamente un siglo de historia. Esta clase, este estilo, se aplica también al mundo de la competición, donde han tenido sus grandes momentos.

Aston Martin DBR1 - Sport-Prototipo

Aston Martin DBR1

Seguramente el mejor de estos momentos lo dió el Aston Martin DBR1, el coche de resistencia que fabricaron los británicos para competir en Le Mans, desde mediados de los años 50. Aunque después de la salida del DBR1 se desarrollaron otros modelos con varias mejoras y con mayores capacidades de motor, al final fué el veterano DBR1, quien ganó las 24 horas de Le Mans. Es el único Aston Martin en obtener la victoria en la clasificación general de tan legendaria carrera, y lo hizo en 1959.

Después de debutar en Le Mans en 1956, los resultados no empezaron a llegar hasta 1957, con los primeros podios en Goodwood, Spa y la primera victoria importante con motivo de los 1000km de Nürburgring. La victoria la repetirían en 1958, así como un espectacular triplete en el Tourist Trophy, última carrera de la temporada. A pesar de todo, en los tres primeros años del DBR1, ni un solo coche terminó en Le Mans, y la situación empezaba a preocupar a Aston Martin, a pesar de terminar en segunda posición en la clasificación para constructores en el campeonato del mundo de resistencia.

La victoria en los 1000km de Nürburgring volvió a ser para Aston Martin en 1959, y ganaría poco después en Le Mans con Carroll Shelby y Roy Salvadori al volante. La segunda posición fué para otro de los Aston Martin, mientras que el tercer clasificado terminó a 25 vueltas de la segunda posición, 26 de la primera. El equipo buscaba el título de marcas, pero en la última carrera, en Goodwood, uno de los tres coches oficiales se incendió en los boxes y el equipo perdió el espacio para repostar. Todo parecía perdido pero el equipo privado de Graham Whitehead se retiró de la carrera para que los coches oficiales tuvieran espacio para repostar. Llegó la victoria y con ella, el título de marcas.

Aston Martin DBR4 - Fórmula 1

Aston Martin DBR4

El proyecto de Fórmula 1 de Aston Martin, el DBR4, no es particularmente conocido, aunque tuvo bastante publicidad en la época. Desde el departamento de competición de la marca se planteó la idea en 1955 y al año siguiente el primer prototipo de Aston Martin para los monoplazas ya tenía éxito en las antípodas. Bajo la imagen de monoplaza, el DBR4 era una especie de evolución del Aston Martin DBR3, con todas las adaptaciones necesarias para ser un monoplaza, evidentemente.

En su debut en competición, en el BRDC International Trophy de Silverstone, Roy Salvadori obtuvo una meritoria segunda posición, lo que dió optimismo al equipo. Lo que no sabían era que ese resultado sería el mejor de toda la carrera deportiva de la marca en los monoplazas y que no iba a llegar ningún otro podio. El DBR4 debutó de forma oficial en el Campeonato del mundo de Fórmula 1 en Zandvoort y aunque los resultados en clasificación no fueron terribles, ambos coches tuvieron problemas de motor muy pronto, lo que les impidió terminar la carrera.

Los mejores resultados de la temporada llegaron en forma de dos sextas plazas de Salvadori en Gran Bretaña y en Portugal aunque en ese entonces no se daban puntos por terminar en sexta posición. Por lo tanto, Aston Martin terminó el año sin puntos. En 1960, el DBR4 se utilizó por última vez de forma oficial en el BRDC International Trophy de Silverstone, con resultados pésimos al tratarse de un coche del año anterior. Aston Martin estrenaría el DBR5 en la siguiente carrera pero sin obtener buenos resultados, se retiraron de la Fórmula 1. El DBR9 compitió en campeonatos en Australia y Nueva Zelanda hasta 1963 con algunos buenos resultados.

Aston Martin RHAM/1 - Gran Turismo

Aston Martin RHAM/1

El Aston Martin RHAM/1 es un coche bastante curioso, basado en el DBS V8 y desarrollado por Robin Hamilton (de ahí el origen del nombre, "RHAM"). Aunque oficialmente no se trata de un coche compitiendo para el equipo oficial de Aston Martin, lo cierto es que el desarrollo recibió apoyo de fábrica y se aplicaron ideas aprendidas con coches que habían competido con anterioridad, por lo que se puede concluir que el RHAM/1 es un proyecto, por lo menos, semi-oficial.

Al no tratarse de un coche compitiendo oficialmente para Aston Martin, todas las preparaciones fueron mucho más lentas. El proyecto se inició en 1974 pero no fué hasta 1977, cuando finalmente se consiguió tenerlo todo listo para competir en Le Mans, lo que había sido siempre el objetivo final de Robin Hamilton. En 1976 casi lo habían conseguido, pero problemas de última hora tanto en lo que respecta a la preparación técnica como en cuanto a patrocinadores retrasaron su primer intento en la prueba francesa hasta el año siguiente.

Aunque a priori el alto peso del coche debería ser un problema, una carrera paciente y procurando no cometer errores acabó dando un buen resultado, con una décimotercera posición final y tercera en la categoría GTP. En 1978 no pudo competir en la prueba francesa, pero volvió por segunda y última vez en 1979. A pesar de los resultados en Silverstone poco antes de la gran carrera y de los buenos tiempos en entrenamientos, varios problemas técnicos dejaron al Aston Martin fuera de carrera poco antes de cumplirse las tres horas de carrera. Después de retirarse, marcó el récord de velocidad en tierra... llevando una caravana detrás, con una marca de 201km/h.

Aston Martin AMR1 - Sport-Prototipo

Aston Martin AMR1

Quizás todas estas historias en Le Mans como la del RHAM/1 o el motor construido para el proyecto Nimrod fueran lo que volvió a encender las llamas de la pasión de Aston Martin por Le Mans. El Aston Martin AMR1 se finalizó a principios de 1989 con vistas a competir en Le Mans y en todo el campeonato del mundo de resistencia ese mismo año. El proyecto empezó con mal pié puesto que, después de las primeras pruebas en Suzuka, el AMR1 tuvo un accidente que destrózo el coche más allá de cualquier posible reparación en Donington.

Por lo tanto, el AMR1 se saltó la primera prueba del año en Suzuka, y debutaron en Dijon-Prenois. El resultado fué decepcionante, con una decimoséptima posición que sabía a poco. Lo siguiente fué ir a Le Mans, donde la sesión de clasificación dió aún una decepción mayor. A pesar de ello, uno de los dos coches pudo terminar en undécima plaza. Aunque era un resultado decente, sabía a poco, teniendo en cuenta a lo que aspiraba el equipo. Tras saltarse la carrera del Jarama, volvieron en Brands Hatch con un satisfactorio cuarto puesto, seguido de una octava posición en Nürburgring.

Los resultados siguieron en la misma línea, entre la sexta y la octava posición hasta final de año. El nuevo motor estaba ayudando a que el AMR1 empezara a progresar y a volver al sitio que le correspondía a la marca. Para 1990 el AMR2 habría montado un nuevo motor, talón de Aquiles del AMR1, para competir en Le Mans con garantías de éxito, pero la compañía que estaba trabajando junto a Aston Martin en cuanto al desarrollo entró en bancarrota. Adicionalmente, el proyecto AMR3 para 1991 tuvo que cancelarse por inestabilidad económica de la marca. Una lástima, puesto que Tony Southgate era el diseñador, viniendo del éxito con Jaguar...

Aston Martin DBR9 - Gran Turismo

Aston Martin DBR9

No hubo ningún Aston Martin en competición hasta 2005 con la llegada del DBR9 que participaría, evidentemente, en resistencia. Aunque lo hizo en una categoría tradicionalmente poco explorada por la marca británica; los GTs. Desde su debut en las 12 horas de Sebring de 2005, donde vencieron en la categoría GT1, quedó patente su potencial. En Le Mans solo pudieron ser terceros en su categoría detrás de los Corvette, y en 2006 no pudieron ganar a sus rivales en Le Mans, pero consiguieron cinco victorias en las American Le Mans Series.

La victoria llegó en 2007 con el coche oficial, mientras que el de Larbre Competition se hizo con la tercera posición de la categoría. Estaba claro que Aston Martin era digna merecedora del triunfo en GT1, donde durante dos años se habían disputado la victoria con los Chevrolet Corvette. La victoria se repitió en 2008 con Antonio Garcia al volante. De nuevo el coche número 009 era el encargado de triunfar. Al año siguiente fueron batidos de nuevo por los Corvette, pero prometieron venganza en 2010.

Ese año sería el último de las categorías GT1 y GT2, antes de ser reemplazadas por las actuales GTPro y GTAm. El Young Driver AMR consiguió la pole de su categoría de forma holgada, pero la carrera fué más complicada, y tras su abandono, la victoria acabó cayendo en manos del Saleen, que consiguió así su única victoria de categoría en las 24 horas. Aunque no pudo despedirse a lo grande, sí lo hicieron con honor. Como curiosidad, el DBR9 participó en el Campeonato del Mundo de GT1 en 2010, y en 2009 lo hizo en el Súper GT, con ese aspecto tan espectacular de la categoría. Se convirtió en el primer coche de la marca en tomar parte en el certamen japonés.

Cuando Aston Martin volvió a las pistas en 2005, eso fué una gran alegría para todos los aficionados al motor. Ello se debe a que Aston Martin es una de las grandes marcas en las carreras y verles competir es siempre un gran evento. Desafortunadamente, sus recientes proyectos de LMP1 no terminaron con buenos resultados, aunque conociendo su historia deportiva es solo cuestión de tiempo que decidan volver a intentar atacar la principal categoría de Le Mans.

En Motorpasión F1 | Los coches de competición más bellos de la historia: Ferrari, McLaren, Lotus, Porsche, Lancia, Ford, Toyota, Nissan, Alfa Romeo, Williams, Extra I, Audi, Mitsubishi, Renault, Alpine, BMW, Ligier, Chevrolet, Jaguar, Mercedes-Benz, Mazda, Extra II, Lamborghini, Dodge / Chrysler

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos