Síguenos

Ferrari 599 GTB

Sevilla se convierte durante el mes de abril en el centro de todo el país por la celebración de la tradicional Feria de Abril. Hoy en cambio es noticia en Motorpasión por algo muy diferente, una persecución de película protagonizada por un Ferrari 599 GTB que ha acabado en Dolorpazión™.

Según cuenta el diario ABC en su edición de Sevilla, los agentes dieron el alto en un semáforo al conductor de un Ferrari 599 GTB porque este no llevaba puesto el cinturón de seguridad y porque el coche no llevaba matrícula delante. En lugar de parar, engranó primera y exprimió los 620 caballos del motor V12 por la avenida Ramón y Cajal.

Un 599 GTB contra un coche patrulla, una persecución sin ninguna posibilidad para los agentes. Al ver que perdían al superdeportivo, dieron aviso por radio a otra patrulla que se situó en otra calle ancha interrumpiendo el paso del Ferrari.

El conductor de este, ni corto ni perezoso hizo rugir el motor V12 del coche a toda velocidad hacia la patrulla, que cuando vio que el coche no tenía intención de frenar, se apartó para evitar un Dolorpazión™ con desgracia.

A los pocos metros, el Ferrari 599 GTB se estrelló contra una serie de coches aparcados. El morro del coche quedó literalmente clavado debajo de los otros coches, y los intentos de dar marcha atrás y escapar no sirvieron de nada.

El conductor fue detenido y tenía síntomas de no estar en condiciones para pilotar un coche. Lo más probable es que después de la que ha liado, ni siquiera le de tiempo a salir de la cárcel a tiempo para ir en carro de caballos a la Feria de Abril.

Gracias a José Luis por la pista.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

42 comentarios