Land Rover Defender

Hay que ser original y diferente al resto, debió pensar Alexander Abramov, el aventurero ruso que protagoniza esta particular historia. Quería alcanzar la cima del monte Elbrus, en el Cáucaso, considerada la más alta de Europa con sus 5.642 metros de altura, aunque ya lo había hecho mucha gente antes que él. ¿Solución? Subamos en un Land Rover y ya verás como somos carne de récord.

Surgía así la idea de coronar Europa a lomos de un Land Rover Defender equipado hasta los dientes para poder lidiar con todo lo que un ascenso de este tipo podía suponer. Como bien dicen en Rusadas, no hay precisamente una vía de doble carril para subir a la cima del Elbrus, ya que se trata de un volcán durmiente con más de 22 glaciares que se cobra en torno a una veintena de vidas anuales.

Tras un largo año de entrenamiento en las montañas del Cáucaso, Abramov se dispuso a llegar a la cima de Europa en agosto de 1997, y al parecer no le fue muy difícil alcanzar los 3.750 metros de altura, gracias principalmente a las buenas condiciones del terreno hasta esa altura. No obstante, todavía quedaba lo más duro.

¡Vótalo!

Editores 9

Comunidad 7,7

Actividad de la comunidad