Rolls-Royce Phantom

El Rolls-Royce Phantom Coupé es algo más que una versión coupé del Phantom. Representa un cambio de estilo, es un coche orientado al conductor y no tanto a los pasajeros de las plazas traseras como ocurre en el Phantom sedán.

Pese a ello no se descuida el confort en las plazas traseras: una cómoda butaca curvada con dos plazas y la apertura de las puertas con bisagra en la parte trasera hacen que no sea un coupé con plazas traseras incómodas.

Equipa el mismo motor 6.75 V12 de 453 caballos que la versión sedán, y tiene un depósito de combustible con un 25% más de capacidad para mejorar el confort en viajes largos, que son el principal uso que la marca pretende potenciar.

¡Vótalo!

Editores 8

Comunidad 7,6

Actividad de la comunidad