Esta sección y sus contenidos han sido contratados específicamente por la marca que se menciona Volver a Motorpasión.com

¿A qué coche le has sido más fiel? Cuéntanoslo y gana un HTC One S con Vodafone en el Club Motorpasión [Finalizado]

19 comentarios

imagen-post-club-vodafone-mop.jpg

Ah, la fidelidad. Todos, por muy amantes de las novedades que seamos, tenemos ese coche antiguo, ya sea de un familiar o incluso nuestro, que nos ha durado años y años. Ese coche al que eres, simplemente, fiel.

¿Qué coche has utilizado durante más tiempo? Cuéntanos su historia en los comentarios de este post, ponnos alguna foto… convéncenos de que le fuiste fiel hasta el fin de sus días, o que lo sigues siendo.

Vodafone quiere premiar a los usuarios fieles, como los usuarios de Motorpasión que nos demuestren su fidelidad en este concurso. Y a sus clientes, ya que ofrece un smarthphone o un descuento en tarjeta para premiar su fidelidad.

Al usuario más fiel, Vodafone le regala un HTC One S.

La fecha límite para participar es el 6 de junio. La participación en este concurso con un comentario supone la aceptación de las bases legales, que pueden ser consultadas aquí, y si tienes alguna duda, escríbenos a club@motorpasion.com

+ Deja tu comentario

Comentarios

  • 1

    Avatar de profundo !

    ninguno, todos en su momento han sido especiales...

    -- editado por última vez a las 19:14

  • 2

    Avatar de Fumeral !

    A mi seat Marbella, sigo con el depués de tener varios vehículos pero siempre esta para cuando lo necesito, desde el 91 y espero que muchos mas.

  • 3

    Avatar de td406 !
    td406 | 4 estrellas

    Yo no soy fiel a mi coche, pero el divorcio me sale muy caro.

    -- editado por última vez a las 20:38

  • 4

    Avatar de AlvaroSa !

    Mi actual coche y al que le llevo siendo fiel desde hace 6 años: Seat Ibiza GTtdi 110 cv del año 99.

     Todo empieza desde que soy muy pequeñin con mi afán por las motos y coches. Por suerte mi padre me introdujo en el mundo de las motos desde que era un niño con una Cota25 a los 5 añitos...

     continua mi afán, más bien obsesión también con los coches, comprándome revistas y fijándome en todos los coches que se cruzaban por mi camino, tenia una obsesión que casi todavía sin darme cuenta lo hago: fijarme en las matrículas, viendo una matrícula antigua española te podía decir dónde y hasta aproximarme el mes de matriculación del vechiculo je je je.

     Desde que en el WRC el Seat Ibiza se proclama ganador 3 años consecutivos: 96,97 y 98 mi obsesión recae en este vehiculo. También coincide con el lanzamiento en el97 del GT tdi, haciéndose uno, por no decir El coche mas aclamado por los jóvenes, por su potencia, fiabilidad y consumo sostenido ( hablamos claro está del bloque 1.9 TDI inyector bomba y G.variable que montaban todos los toledo y octavia de los taxistas de la época...) 

    Ya con mi carnét y después de estrenarme con un 205 que heredo, mi presupuesto me da para comprarme mi querido Ibiza, pero tiene que ser un 1.4 60v, con el que me recorro media España.

    http://imageshack.us/photo/my-images/195/image8wg.jpg/  lisboa05

    Nace una relación, NO HAY AMOR SIN DOLOR, por mucho que lo "maltrataba" con viajes de hasta 5 ocupantes mas equipaje y aguja al rojo en 5º... el Ibiza era inagotable... 

     pasados 2 años la relación se formalizó, llegando el momento de dar el siguiente paso: le cambíe llantas por las del GT tdi, paragolpes, alerón... todo para que pareciese un Cupra o GT tdi, pero seguía siendo un "quiero y no puedo "..

     Entonces empecé dia y noche a mirar anuncios y a darme cuenta de que por poco mas dinero podría tener el mismo coche pero diferente motorización.. y   BUALA! vendí mi primer Ibiza y al dia siguiente ya tenia mi GT tdi soñado, 2 años mas nuevo y de 60 a 110 cv consumiendo incluso menos y de prestaciones mejor ni hablemos...

    http://imageshack.us/photo/my-images/200/fotoforojb.jpg/ 

    http://imageshack.us/photo/my-images/198/26082011102.jpg/ 

    http://imageshack.us/photo/my-images/823/imagershm.jpg/ 

    http://imageshack.us/photo/my-images/684/03012012328.jpg/ 

    Ahora El Ibiza ya es mi queridisimo abuelo, con alrededor de 290.000kms sigue plantando cara a los jovenzuelos pero achacando los problemas de edad, y  mereciéndose una jubilación después de estos años de gloria...

    un saludo

    Alvaro

    -- editado por última vez a las 01:47

  • 5

    Avatar de victorld !

    Mi Citroën Mehari, lo compraron mis padres en el año 79 y aún lo guardamos, un coche maravilloso, en su época ya era de los coches mas divertidos que existian, y parece que no le han pasado los años, porqué aún lo és.

  • 6

    !
    | 1 estrellas

    Mi coche nació un día de Marzo de 2006... fue concebido en algún lugar de Babiera presumiblemente.

    No se cómo ni de qué manera llegó a la parte superior de un concesionario levantino dónde se produjo el 1º flechazo y semanas después ya me montaba en él... de copiloto, todo hay que decirlo, ya que no tenía la edad para sentarme a sus mandos hasta un año después.

    La relación la definiría como una relación amor-odio. Lo que anda, la sensación de libertad, de potencia... pero por otro lado lo que cuesta el mantenimiento, lo poco práctico en ciudad, la conducción dura...

    Es un coche caprichoso, nunca se le ha negado dormir en garaje ni la mejor marca de repuestos. Hemos compartido 6 años... 2 ITV's (esto es quizás lo más asombroso), y cerca de 8 países en 56 mil km. Luce con admiración en su parabrisas las pruebas de sus hazañas cómo la pegatina de la ITV 2014, las autopistas suizas y la etiqueta medio-ambiental alemana. Hemos visitado lugares que merecen el calificativo de "La Meca del automovilismo" como el circuito de NürburgRing, ese infierno verde al que cualquier aficionado al motor deberá ir al menos una vez en su vida, del cual siempre presume con el pequeño tatuaje que muestra en su trasero.

    Mi coche no es un coche cualquiera, es un compañero de viaje, un compañero que se ha despertado todos los días para llevarme al trabajo y a la facultad, que me ha acompañado en nuevas etapas de mi vida, que se ha ido de Erasmus conmigo y por supuesto a conocido a aquellos amigos, conocidos y amores que han pasado por mi vida.

    Ojalá la situación actual permita que siga disfrutando de él. Aún quedan muchas cosas por compartir, muchos lugares a los que ir quién sabe si con alguna sillita de bebé en el futuro. Lo que está claro es que tiene vida para dar mucha guerra durante muchos años...

    Unicamente el tiempo sabrá que más nos tiene preparado el destino.

    -- editado por última vez a las 10:58

  • 7

    Avatar de i-Manol PeRa !

    ¡Bueno! Yo le fui fiel durante los tres primeros años de carnet a un Ibiza II de 1999... Fue mi primer coche y como todo primer coche marcó mi vida para siempre. Lo usaba para todo lo que se usa un coche: universidad, visitas, compras y sobretodo para estar con los amigos. Solíamos usarlo para ir de marcha y hacer algunas locuras. ¿Quién no ha usado el coche con unos colegas para gritarle algo a alguien por la calle? Pues a esas locuras me refiero.

    El 16 de mayo de 2011 recibí la terrible noticia. Una semana antes yo había cogido el coche de mi padre porque Ibi no había pasado aún la ITV y mi padre lo iba a llevar mientras que yo estaba en la uni. Cuando llegue a casa me contó que lo había tenido que dejar en el taller por no se qué problema del aceite. A la semana siguiente (ya el 16) le pregunté que como iba el tema y fue cuando vi en su cara señales de que algo no iba bien. Me contó que la avería era muy desastrosa y que arreglarlo saldría más que comprar uno igual de segunda mano. Yo lo acepté bastante bien, al menos mientras estuve delante de mi padre. Cuando terminé de comer me retire a mi cuarto y no pude evitar llorar como un criajo de 5 años cuando su madre lo arresta sin salir. Aquí terminó mi historia con Ibi. Esa misma noche, al haberme calmado empecé a escribir un pequeño texto de despedida. Os lo pego aquí.

    ¡Hasta siempre compañero! 16 de May de 2011, a las 00:05

    Le he dicho adiós a mi coche, a mi Ibi. Una avería ha hecho que repararlo no merezca la pena. Cuando mi padre me comentó lo que había pasado se me puso un buen nudo en la garganta, mi coche, mi Ibi, no iba a poder conducirlo más, no íbamos a poder armarla más en él.

    Resulta un poco extraño sentirme así de chungo por una cosa material, unos simples hierros bien puestos que supuestamente lo único que hacían era llevarme de un lado a otro. Pero no, Ibi no era solamente cuatro hierros bien puestos para llevarme de un lado a otro, Ibi era mucho más que eso. Era el único sitio que yo sentía verdaderamente mío (aunque no era mío en realidad), un lugar donde verdaderamente era yo quien mandaba, una especie de amigo que siempre estaba disponible para lo bueno y para lo malo.

    Me despido de él con una sensación muy agridulce, de no haberme podido despedir bien de él. Además de que últimamente no había estado bien mecánicamente, tampoco había pasado la ITV y el precio de la gasolina provocaron que estas últimas semanas apenas lo haya conducido.

    Aún recuerdo mi primer viaje, sin carnet, desde Marmolejos a Guía, con la genial sensación de ver que pasaba de 90 (al contrario que mi moto de licencia) y una sensación de control que no había sentido nunca con un coche (sí, había conducido más coches).

    Ningún coche volverá a ofrecerme y a ofrecernos los momentos que hemos vivido en él. Todas esas payasadas, las noches que dormimos en él, las marchas, los ensalses, el gritarle a la gente y a los de bocabarranco, los peluches, las risas, ¡todo!... Han sido tres años maravillosos con él y pase lo que pase siempre será mi Ibi.

    ¡Hasta siempre! :(

    Espero no haber aburrido mucho al personal y que les haya gustado esta pequeña historia.

    PD: les adjunto la mejor foto que me saqué con el. Bueno creo que es la mejor foto que tengo en general :D

    https://www.facebook.com/photo.php?fbid=3282994198262&set=a.3282993638248.2132219.1369817222&type=3&theater

  • 8

    !

    Mi coche actual es un Opel Zafira del año 2001 que tiene 240.000 km, y aunque tenga tanto tiempo, tantos km y haya ruidos raros en el interior, lo usamos todos los días para hacer 60 km (como mínimo).

  • 9

    Avatar de alxqsadad !

    Un citroen Xsara que practicamente hizo la universidad conmigo! Me vio ir a estudiar, de fiesta, a los exámenes, conocer gente nueva, mi novia, el proyecto final y hasta el acto de graduación! Pregunté si me dejaban una entrada para el, pero me dijeron que no cabría en ningún asiento :P

  • 10

    Avatar de gqa !
    gqa | 1 estrellas

    Pues yo aquí sigo con mi Rover del 92 que me regalaron mis abuelos después de que me graduara en ingeniería industrial .Todavia lo uso en verano , y sigue llendo como la seda , excepto que se le estropeo la refrigeración hace 2 años , pero ahora perfecto.

  • 11

    Avatar de Alberto White Stig !

    He tenido un problema. Mi padre ha enviado el comentario y faltaba la última foto. ¿Podríais añadir al relato que JM Gonzalez ha enviado la foto que falta?

    http://3.bp.blogspot.com/-TB6HbSNH-V0/T8ewPJELy1I/AAAAAAAAAOM/3qrf_u-2Uxk/s1600/vento.jpg

    Gracias.

  • 12

    Avatar de Catwoman !

    Mi Opel Astra del 93. Desde que yo tenía 4 años ha estado con mi familia. Todos juntos, éramos uno. 'Tanque' le llamábamos. Deseaba sacarme el carné de conducir tan solo para conducirlo, y así hice, mis padres me lo dieron cuando aprobé el práctico. Tenía 16 años. Recuerdo cómo mis biceps crecieron poco a poco de la fuerza que tenía que hacer para meter las marchas y mover el volante. El calor que pasaba sin Aire Acondicionado, pero me daba igual, no quería conducir otro que no fuera ese coche. Me llevaba a cada punta de España sin preguntar, sin quejarse. No tenía nada que envidiarle a ningún otro coche.

    Lamentablemente falleció a los 17 años de edad. En silencio, como si no lo sintiera, pero lo más importante es que fue sin dolor. Quise comprarme otro igual, pero no llegué a encontrarlo exactamente idéntico y abandoné la búsqueda cuando apareció mi actual coche, al que también adoro. En este aspecto he de decir que 'un clavo no quita otro clavo' ningún coche suplirá su rugido. Se nos fue un grande, nuestro 'tanque'. Pero siempre supe que detrás de su cara de bueno había un guerrero, un luchador. Estuvo en pie hasta el último atisbo de gasolina que le quedaba. El catmóvil.

    Muchos nos llaman materialistas, pero no saben lo que es cuidarlos como a tu propio hijo.

    Las novias pueden dejarte, los amigos desaparecer, pero él no se va a mover de donde tú estés. Si sales a la calle y lo ves aparcado en la puerta de casa todos los problemas se esfuman montándote en él y metiendo primera.

  • 13

    Avatar de etsas !
    etsas | 1 estrellas

    Al coche al que le he sido más fiel es a mi "Corsita", un Opel Corsa, que compró mi padre en el año 89 y que estuvo con nosotros hasta marzo del año pasado. El pobre ya no podía ni con su alma, imáginate con nuestros pesados cuerpos encima, más la carga de la compra del mes en su pequeño maletero. Me saqué el carné de conducir en el año 98, osea que ya tenía 9 añitos cuando comencé a conducirlo, recuerdo el primer día que lo hice, ja, ja, me parto de risa. Mi padre, como es lógico se metió en el coche conmigo, la primera vez que cogía el coche después de sacarme el carné. Regulo los espejos, me pongo el cinturón, meto la llave, meto la primera, levanto suave el pie del embrague y puff se cala. Giro el contacto de nuevo, levanto el pie del embrague y puff se cala otra vez, ya mi padre se va poniendo nervioso y yo con él. Giro de nuevo el contacto, levanto el pie del embrague y se cala otra vez, ya mi padre se pone a gritar, pero bueno ¿cómo te han dado el carné, si no sabes ni sacar el coche del aparcamiento?. Meto de nuevo la llave, giro el contacto, levanto el pie del embrague poco a poco, ya más lento no podía, cuando se vuelve a calar. Esto ya no es normal, ¿pero qué estás haciendo? me decía mi padre, esto es un coche de gasolina, y yo me preguntaba ¿que tendrá que ver la velocidad con el tocino?. Por fin me desveló el secreto, yo me había sacado el carné con un coche de gasoil y no sabía que en uno de gasolina a la vez que levantas el pie del embrague tenias que pisar poco a poco el acelerador, jaja. Esa fue mi primera experiencia con él. Después vinieron muchas más. Por ejemplo cuando comencé a estudiar en la universidad, como vivo a unos 50 kilómetros de la capital, pues iba todos los días en coche, bueno los primeros 5 años estuve haciendo la mitad del trayecto en coche y la mitad en tren. Ni que decir tiene que como no se fiaban de mí, mi padre me acompañaba los primeros días. A los 3-4 días, iba una mañana hacía la estación de tren y al girar en una calle, había un coche aparcado, un Ford Fiesta rojo, creo recordar, en una esquina, y mi padre viendo lo que iba a pasar porque estaba cogíendo el giro muy rápida me dijo ábrete, ábrete, y yo me pregunté ¿a qué se refería mi padre con ábrete?, pues bien, me metí debajo del Fiesta, todo el morro de mi "corsita" debajo de la trasera del Fiesta, un desastre. Lo bueno fue que al mío no le pasó nada, el otro la dueña iba a cambiarlo y dijo que no pasaba nada, que tampoco le había hecho tanto. Al final tuvimos que cambiarlo porque pasó una cosa el primer día que lo cogió mi hermana, cinco años menor que yo, después de sacarse el carné. Como es de recibo fui yo quien iba con ella, para continuar la tradición. Llovía a mares y cuando íbamos llegando a casa se le caló el coche, lo vuelve a arrancar, camina 10 metros y se vuelve a parar, pero niña ¿qué haces con el coche, por qué se para?. No sabíamos porqué. Al cabo de los días también llovía y me volvió a ocurrir a mi, a los meses otra vez. Mi padre lo llevó a todos los talleres habidos y por haber pero nunca encontraron la causa de por qué se paraba el coche, eso sí solo nos ocurría a mi hermana y a mi y cuando llovía, no sé porque, esos fenómenos paranormales que ocurren cuando tus padres no están cerca y cuando ellos llegan todo va bien, jaja. Bueno así me han pasado mil y una anédotas, me estoy enrrollando un poco y no quiero ser pesada, el día que lo dejamos en el taller para llevarlo al desgüace, porque ya no daba más de sí, me entró una pena que no os podeis imaginar, cuando nadie me veía le eché unas fotos con el móvil y hasta eché mis lagrimitas, porque si bien lo compró mi padre, él casi no lo tocaba y fuí yo quien más kilómetros le hice, 10 años de carrera con una media de 100 kilómetros diarios imaginaos. Solo espero que también me de una última alegría allí donde esté y gracias a compartir estas líneas con vosotros me traiga un HTC, nuevecito, que también me hace falta que el mío casi es del mismo año que el coche, y con el que también tengo millones de anécdotas ¿os las cuento? Es broma, jaja. Adios "Corsita".

  • 14

    !

    Participado!

  • 15

    Avatar de Guille !

    Mi primer coche... un Renaul 9 rojo, heredado de mi abuelo. 4 marchas, dirección "resistida", elevalunas "eclécticos" (con lo mejor de cada: cinta aislante, pinzas, gomas, etc), radio "desintegrada", abs (en caso de accidente, 'ahí "ba" (e)sse'), etc.

    En las cuestas, no pasaba de 80 Km/h (se merecía su propio carril, un carril a la derecha de la derecha, más allá del muro que son los camiones). Aparcar el línea era como una sesión de body fight, spinning y halterofilia juntas. Si tenía prisa, ahí estaba él para dejarme tirado. Inspiraba tanta lástima, que me libraba de todas las multas.

    Pero qué queréis que os diga, le tenía cariño. Fue mi primer coche. Y ese sonido del intermitente, como si fuera el charles de una batería de jazz, con un tempo y un ritmo perfectos, no tenía precio. Era como una noche en el Carnegie Hall escuchando a Buddy Rich. Parecía haber estudiado cum laude en Berkley.

    Y, encima, era de mi quinta. Es más, me sacaba un mes exacto.

    Pese a sus defectos, fue mi primer coche, MI coche. Un coche fiel.

  • 16

    Avatar de Javier !

    Corría un mes de Junio de 2007, de cuya fecha prefiero no recordar por aquel mal trago... a unos 40º C en la sombra. Conduciendo el viejo Peugeot 206 de la autoescuela por las curvadas carreteras de las afueras de Sevilla... Dirigiéndome al final del trayecto que había estado siguiendo durante más de 25 minutos, con el profesor de copiloto y el examinador detrás, danto instrucciones continuamente...Todo ello después de una larga mañana de espera para llegar a mi turno, rezando porque todo saliera bien y terminase pronto…

    Largo y extenso fue el camino, lleno de nervios y sudores, sin el aire acondicionado y bajo las estrictas instrucciones de aquel hombre, serio y con aspecto de pocos amigos, el que tuve que seguir, hasta que por fin lo oí decir: Gire a la derecha y estacione en el parking de la sede de tráfico, pues ya ha concluido su tiempo de examen. Unas palabras que resonaron casi mágicas en mi cabeza después de conducir todo este tiempo casi temblando de miedo, pues era mi primera vez en un examen de tráfico y no sabía, a pesar de haber terminado, cuál sería el resultado.

    Así lo hice, estacionando de la mejor de las maneras ante el miedo de un inminente suspenso por algún que otro fallo menor al volante, típico de cualquier alumno en su primer intento. De pronto escuche como decía aquellas palabras que tanto ansiaba oír: es usted apto, enhorabuena, pero he de decirle que no ha estado exento de fallos. Después de una larga retahíla y explicación de fallos, después de esa larga mañana de esperas para mi turno, de minutos que parecían horas al volante, lo había conseguido, con todo lo que ello suponía.

    Deseaba aprobar con todas las ganas con las que se puede desear algo en esta vida desde hacía ya bastante tiempo. Lo deseaba tanto que en mi familia, ya me habían prometido un coche nada más aprobar. Ya sabéis, un coche para principiantes. Gamas altas aparte, aunque ese fuera mi deseo, como el de otros muchos alumnos.

    Eran varias las llamadas perdidas en el móvil al bajar del coche para tomar un descanso al terminar, antes de partir de nuevo al hogar con el aprobado en mis manos. Todas estas llamadas de la familia, entre ellas una de mi padre. Me temía lo mejor del día, ¡por fin tendría mi coche!.. Fantaseaba y soñaba con un simple Peugeot como el que había conducido esas últimas semanas de prácticas. O quizás un pequeño Citroën de segunda que me sirviese para aquellos insufribles viajes a la facultad, o a los trabajitos que me salían... Más allá de mis fantasías, lo llame a él primero, antes que a los demás… mis ganas me podían y razones no me faltaban.

    Ante la inminente alegría de mi padre, al igual que el resto de familiares, las felicitaciones parecían llegar por si solas, y deseoso de escuchar que por fin tendría mi coche, mi padre lo dijo casi susurrando, -cómo aquel que parece que hubiera perdido una apuesta: tendrás tu coche como te dije para que vayas empezando a soltarte tu solo por las calles, pero no dijo que coche, que modelo…No dijo nada, tan solo que esperase, que él se encargaría de buscar alguna oferta.

    Los días se me hacían largos, en pleno final de Junio, sin decir ni preguntar nada acerca de la promesa. Llegaba cada mañana del trabajo, comíamos todos juntos, después la siesta y por la tarde cada uno a lo suyo. Hasta que un buen día al llegar el del trabajo, me soltó la noticia como si nada. Me dijo que aquella tarde me llevaría por fin a ver el coche que le había comprado a una vieja amiga que planeaba llevarlo a la chatarrería porque no le daban nada por él. Una autentica ganga aseguraba el, y en buen estado. Me confié y con los nervios de aquel día, al llegar la tarde marchamos al garaje, donde habitualmente aguarda esperándole cada día su propio coche, que para la ocasión permanecía aquel día en la calle. Y allí estaba, un viejo, pero bien cuidado Renault 5, de color blanco, con todos los extras. Bueno, todos los extras en su época de lanzamiento, que no se parecían mucho a los extras actuales con los que cuentan los coches de hoy día.

    Lejos de sorprenderme, me quede un poco espantado, casi de color blanco. Esperaba algo ''mejor''; algo menos llamativo; algo que no me hiciese pensar ''cualquiera que me vea al volante de este coche, se reirá de mi'' o aquello de ''no iré a la facultad en septiembre conduciendo esto'' y otros tantos pensamientos que en aquel momento desbordaban mi mente. Con todo esto dentro de mi cabeza e intentando agradecerlo de la mejor forma posible sin que se notase mucho mi primera reacción, ese paso a ser mi primer coche. Mi primer y único coche hasta la fecha he de destacar. A pesar de lo viejo del modelo, permanecía extremadamente bien cuidado, con una pintura blanca brillante, que pareciera recién salido de fábrica. He de reconocer, que parecía nuevo pese a la ''sorpresa'' inicial. Incluso debajo del capo, o en los interiores o exteriores, el coche parecía traído directamente desde otra época o algo similar. Casi de coleccionista diría yo.

    Pero aun así, no quedaba otra. Ya estaba hecho, era mi coche y tenía que asumirlo. Así empezaron a pasar las semanas, y los meses... Lo usaba para ir al cine, para recoger a mi pareja cuando salíamos o llevarla a casa (siempre con las bromitas sobre la antigüedad del coche). También para ir con los amigos y otros tantos destinos. O incluso a veces para recoger a algún familiar. Poco a poco me fui haciendo a la idea, me fui acostumbrando, y porque no decirlo, le fui cogiendo cariño.

    Han pasado ya 6 años si mi memoria no me falla. Me encuentro terminando la carrera que por aquel entonces planeaba comenzar, recién terminado bachillerato. Saliendo y entrando más que nunca, con más destinos por conocer que cuando era más joven, y mi viejo Renault 5 blanco me sigue acompañando allá a donde yo vaya. Las risas y bromas pasaron a ser casi admiración. Hoy en día ya no se ven modelos así por la calle, o si se ven, están extremadamente machacados. Y aun sin complementos como el aire acondicionado tal y como lo conocemos hoy en día (más bien casi lo llamaría ventilador), ¡me sigue gustando mi coche!

    No he visto otro igual. Me lleva, me trae. He viajado con él. No consume casi nada. Hemos llegado a los destinos más impensables de llegar con un coche así. Y aquí sigue, aparcado a los pies de mi balcón, donde cada día al asomarme, recuerdo el día en que mi padre me lo regaló, como el típico coche ''para aprender''. El típico coche que cualquiera en unos días tendría con roces, arañazos, golpes y demás. Pues ahí seguía, ya que aprendí a cuidarlo y a mantenerlo en condiciones. Eso y que descansa en una zona privada, han contribuido a que aún se mantenga tal cual lo recibiera allá en 2007.

    Nunca jamás hasta la fecha me ha dejado tirado, o se ha averiado. La verdad es algo extraño e incluso podría decirse que nada esperable de un coche con tantos años. Es más, no alcanzo a ver el día en que tenga que cambiarle alguna pieza que no sean neumáticos o frenos, aceite… Vamos para que mentiros, podría decirse que se cumple aquello de ‘’ ¡Va a durar más que un martillo enterrado en mantequilla!’’

    Como ya os he dicho, ahí sigue, mi viejo coche, pues lejos de tener intención de cambiarlo, y estando la situación como esta he decidido que este será mi coche durante muchos años más. Y esperando que así sea, que no me despierte mañana para ir a la facultad y le falle alguna pieza, lo hayan atracado o algo similar, me despido de todos ustedes, después de esta breve historia de cuál fue mi primer coche, y por qué pese a todo, pese a los tiempos que corren y a las nuevas tecnologías, sigo encariñado con él, un coche que un buen día miré con malos ojos, hoy se ha convertido casi en una parte indispensable para mí y para mi día a día.

    Lamentablemente, y aunque me gustaría presumir de Renault, no puedo poneros una foto real puesto que mi viejo smartphone me dijo adios hace unas semanas y estoy con un movil del año de la pera, sin camara, ademas de no ser poseedor de ninguna camara fotografica... Lo que si puedo hacer, es dejaros alguna imagen de google, como referencia, aunque dudo que a la mayoria en motorpasion.com le haga falta: http://i911.photobucket.com/albums/ac319/m-ast/DSCN6970.jpg Similar a este, pero con mejor aspecto es mi querido coche.

    Un saludo!

    *La imagen ha sido extraida de Google imagenes, y espero que no conlleve ningun tipo de infraccion o derecho de autor o similares.

    -- editado por última vez a las 16:53

  • 17

    Avatar de sevilla45grados !

    El coche al que he sido más fiel en mi vida fue al único e irremplazable Opel Rekord 2.3D del año 1981, recuerdo perfectamente cuando lo compró mi padre, y el alboroto que se montó cerca de mi casa el día que lo trajeron, vecinos y amigos venían a ver la nueva adquisición de mi padre y no era para menos pues el coche allá por el año 81 era lo que se llamaba un auténtico cochazo, elevalunas eléctricos, aire acondicionado, cierre centralizado, dirección hidráulica, y porque no decirlo un diseño que a mi particularmente me encantaba, tenia fallos como no, era tremendamente ruidoso, si querías escuchar la radio tenias que poner el volumen al máximo y seguías escuchando de fondo ese ruido ronco de su motor de 2.3 litros sin turbo cortesía de General Motor con 90 cv y 4 velocidades, era lento, muy lento y en cuanto salías a la autovía y te ponías a 100-110 el coche demandaba la quinta velocidad a gritos, fue mi primer coche , el coche con el que fui la primera vez a la playa, el coche con el que he ido a trabajar infinidad de veces, el primer coche donde yo y la que a día de hoy es mi mujer hicimos por primera vez .......... bueno seguro que sabéis a lo que me refiero, lo jubilamos en el año 2000 con 410.000 km, y pocos problemas mecánicos serios, era como un burrito a veces tozudo pero fiel hasta el final. http://t.co/pCzUVqf7

  • 18

    Avatar de godsemi !

    mi coche mas fiel ha sido y es un peugeot 308 , aunque hemos tenido nuestros mas y nuestros menos ¡¡

  • 19

    !
    | 1 estrellas

    ¿Que pasó con el premio? No encuentro el ganador por ningun sitio...